Nutrition is my jam!

¿Y si nos mantenemos conectados? Te puedo dar tips diarios por medio de mis redes sociales.

¿Debería de tomar agua con limón?

  -  Nutrición   -  ¿Debería de tomar agua con limón?

¿Debería de tomar agua con limón?

El limón es un cítrico generalmente saludable, como lo son todas las frutas. Por lo mismo existe una gran cantidad de tendencias sobre el agua con limón pero la realidad es que se basan en evidencia muy débil.

¿Qué sucede con el hype del agua con limón?

Quien no se ha encontrado con publicaciones de las chicas fitness promoviendo el agua de limón o videos de «What I eat in a day» empezando con una taza de agua con limón. En los últimos años, el agua con limón ha pasado de ser una simple preferencia para condimentar algún platillo a una tendencia de salud gracias a una gran variedad de revistas, fitness models e instagramers (obvio).

Los limones son frutas y como lo mencioné las frutas son saludables, pero todo lo que nos prometen solucionar hacen que parezca un agua milagrosa. Por eso, en este artículo examinaremos las afirmaciones más comunes sobre el agua con limón.

1. «El agua con limón desintoxica el cuerpo»

Esta afirmación está llena de malentendidos sobre cómo funciona la fisiología humana y tiene cero evidencia.
Sí, los nutrientes y otros agentes bioactivos en los alimentos pueden afectar las enzimas de desintoxicación en el hígado. En los roedores, tanto el sulforafano (sustancia abundante en vegetales crucíferos como el brócoli), como el limoneno (molécula prominente en limones) parecen tener este efecto. Pero el grado en que las dosis de limoneno puedan ayudar a un hígado humano a desintoxicar un el organismo aún es incierto.

2. «El agua de limón ayuda a la digestión»

Los ácidos biliares que son secretados desde la vesícula biliar hacia el intestino delgado, juegan un papel en la motilidad intestinal y facilitan la absorción de ácidos grasos y vitaminas liposolubles. Pero aunque el jugo de limón parece aumentar la secreción de ácidos biliares el efecto sobre la digestión no está claro. Cuando se consumen alimentos grasos, la vesícula biliar libera una cantidad apropiada de ácidos biliares; Si eso no sucede, probablemente el agua de limón tampoco pueda remediarlo.
Otra promesa relacionada, también sin evidencia en humanos, es que el ácido cítrico en el jugo de limón puede mejorar la digestión al complementarse con el ácido estomacal. Pero va de nuevo, si no se tiene un padecimiento como la hipoclorhidria, puedes confiar al 100% en tus células parietales de tu estomago para producir una cantidad adecuada de ácido. Y si sufres de hipoclorhidria (no produces suficiente ácido estomacal), seria una excelente idea consultar a tu médico en lugar de probar tu suerte con el agua con limón.
Por último, existen otras afirmaciones que dicen que el agua con limón contiene fibra. No es así, por lo menos en ningún grado notable. Los limones aportan fibra, sí, pero al consumir la fruta completa (incluida la cáscara), mi consejo es que si busca fibra, hay mejores fuentes.

3. «El agua con limón promueve la pérdida de peso»

No es una sorpresa que las personas pierdan peso con dietas «detox» de las cuales la mayoría incluyen agua con limón. En este tipo de alimentación, las personas «intentan» desintoxicar sus cuerpos bebiendo smoothies, agua de vegetales, comiendo poco o ayunando, ah y claro bebiendo agua con limón. Debido a esos cambios tan extremistas es normal perder peso rápidamente, pero esa rapidez es principalmente por la pérdida de agua que si se mantiene por más tiempo, claramente se logrará una pérdida de grasa pero también de masa muscular.

Pero, la pregunta importante ¿por qué beber agua con limón llevaría a una pérdida de peso en agua?

Sorry, pero no lo hace. La pérdida de agua es principalmente debido a la restricción de carbohidratos y sal. Para almacenar un gramo de glucógeno en el hígado y músculos, el cuerpo requiere de 3 gramos de agua en promedio. Si el cuerpo no obtiene suficientes carbohidratos, las reservas de glucógeno se agotan en uno o dos días, lo que causa una pérdida de peso rápida que es bastante frecuente en dietas low carb y keto. Sin embargo, una vez que se vuelven a integrar los hidratos de carbono, el glucógeno y el agua regresan rápidamente.

En cuanto a sustituto de bebidas azucaradas, me parece una medida bastante útil y refrescante. ¿Cómo me podría negar a un vaso de limonada con edulcorante no calórico y hielo? podría ser una opción de reemplazo sin azúcar para los jugos de frutas o refrescos azucarados.

En resumen, el agua con limón no tiene un beneficio comprobado para la pérdida de grasa, pero puede ayudarte si la utilizas como sustituto de bebidas azucaradas.

4. «El agua con limón previene los resfriados»

Esta promesa se basa principalmente en el contenido de vitamina C del limón. El problema es que la vitamina C no reduce la frecuencia de los resfriados. La vitamina C puede reducir la duración de los resfriados, pero solo si se complementa de manera consistente (no solo cuando se está enfermo) y en dosis bastante altas que podrían ser complicadas de lograr con puros limones.

En cambio, otros químicos en el limón pueden influir positivamente en el sistema inmune. Un estudio en ratas encontró que el limoneno podría mejorar la capacidad de los fagocitos (glóbulos blancos) para hacer su trabajo.

En fin, aunque existe evidencia animal de que algunos productos químicos en el limón pueden ayudar a combatir los resfriados, pero no sabemos si esos beneficios se extienden a los humanos, y si lo hacen, no es sencillo poder alcanzar dosis suficientemente altas bebiendo agua con limón.

5. «El agua con limón ayuda contra los cálculos renales»

Los limones contienen una cantidad alta de ácido cítrico, en lo que respecta a las frutas. Al combinarse con calcio en los riñones, el citrato (proveniente del ácido cítrico) puede prevenir la formación y reducir el crecimiento tanto de oxalato de calcio como de fosfato calcio. Si la orina es baja en citrato (hipocitraturia), se corre el riesgo de desarrollar cálculos renales.

Por eso, la suplementación con citrato de potasio es probablemente efectiva en la prevención y el tratamiento de cálculos de oxalato de calcio, y se demostró que 85 ml de jugo de limón aumentan el citrato urinario tanto como una dosis clínica de citrato de potasio, lo cual es significativo. Aun se desconoce la dosis efectiva mínima para la prevención, y el jugo de limón no se ha evaluado con respecto al tamaño del cálculo renal.

Como veredicto, debido a su contenido de ácido cítrico, los limones deberían ayudar a prevenir la formación y prevenir el crecimiento de cálculos renales. Sin embargo, este efecto no se ha probado explícitamente, a diferencia del efecto de la suplementación con citrato de potasio.


¿El agua con limón tiene algún efecto secundario?

Por encima del hecho de que una gran cantidad de jugo de limón puede afectar al paladar, es importante mencionar que también causa erosión del esmalte dental. Debido a la acidez del jugo de limón se puede llegar a debilitar el esmalte de los dientes provocando una erosión.

Los limones son solo frutas y eso lo hace súper saludable. Como cualquier otra fruta, el limón contiene un perfil fitoquímico único. También es conocido por su acidez, alto contenido de citrato y bajo contenido de azúcar. No obstante, la cantidad de micronutrientes que se obtendrían de una cantidad tolerable de jugo de limón es pequeña, y la mayoría de la evidencia que declara propiedades saludables se basan en estudios que prueban fitoquímicos de dosis altas, de las cuales los limones solo contienen pequeñas cantidades.

Sin embargo, aunque no hay mucha investigación sobre los efectos de los limones en la salud, puede valer la pena incluir el jugo de limón (preferiblemente con la pulpa) en nuestra alimentación simplemente para aumentar la diversidad de fitoquímicos.
El jugo de limón no contribuirá de gran manera a la ingesta de micronutrientes y energía. En resumen, los limones son generalmente saludables como lo son la mayoría de las frutas y consumirlo en agua no crea grandes impactos a la salud general pero sí que son un toque delicioso y refrescante en nuestros platillos.